Índice larvario y casos sospechosos de Dengue han aumentado. 

También reportan aumento en el índice larvario. En lo que va del año 24 personas han presentado síntomas de dengue.  

A la unidad de salud comunitaria familiar de la cabecera departamental de Morazán a diario llegan cientos de personas con complicaciones en la salud, pero según la directora del establecimiento en las últimas semanas ha aumentado la detección de pacientes con sospecha de dengue. 

Actualmente realizan una revisión exhaustiva de expedientes clínicos, puesto que, de los 24 casos sospechosos de dengue, no todos cumplen los criterios y buscan un dato que confirme o descarte las dudas de poseer la enfermedad.  

Lo que si aclaran es que de los casos atendidos no han registrado complicaciones. 

“Son casos que no han pasado a más que un proceso febril delicado, algunos han evolucionado hasta el típico rash que aparece hasta el quinto día, pero no ha sido necesario ingresar a nadie, ni referirlos al hospital”, manifestó la Sandra Laínez de Canales, directora de la unidad de salud. 

El dengue es una enfermedad transmitida por mosquitos, y puede ocasionar fiebre alta y síntomas similares a la gripe. Ante el periodo invernal los síntomas suelen confundirse y la población los asocia hasta con el Covid-19, por lo que el personal de salud brinda charlas que orientan a la población sobre la enfermedad y cómo evitarla. 

Una forma grave del dengue es la «fiebre hemorrágica» que puede ocasionar sangrado intenso, descenso repentino de la presión arterial y la muerte.  

La enfermedad que ha sido por años muy común en El Salvador ahora preocupa a las autoridades quienes semanalmente identifican el índice larvario. 

“Nosotros hacemos un reporte epidemiológico cada semana y evaluamos las enfermedades que más frecuentemente se presenta, lastimosamente el índice larvario en las casas más que todo está alto, el valor normal en casa es menor a 4 pero casi siempre en esta ciudad sobrepasa los 27”, aseguró Laínez de Canales. 

La medico también invitó a la población a practicar acciones preventivas en casa, colaborando todos con la untadita y votando recipientes que sean criaderos de zancudo. 

Sin embargo, en San Francisco Gotera hay diversas problemáticas y una de ellas es que no hay promotores de salud en la zona urbana, y son ellos los que realizan jornadas preventivas contra el dengue, proporcionan abate para las pilas y fumigan los lugares, buscando evitar la enfermedad que puede llegar a ser mortal. 

Deja un comentario