Según la denuncia la orden de alterar dichas evaluaciones fue dada por el director interino del Instituto de Medicina Legal (IML) Pedro Martínez y el jefe del Departamento de Patología Alfredo Romero Díaz.

El Sindicato de Empleadas y Empleados Judiciales (SEJES) denunció que los médicos forenses que laboran en el Instituto de Medicina Legal (IML) recibieron ordenes de alterar los procedimientos de autopsias en los cuerpos recuperados en la fosa clandestina de Chalchuapa.

Según la denuncia, los responsables de dicha orden son el director interino del instituto, Pedro Martínez y el jefe del departamento de patología, Alfredo Romero Díaz; por lo que, los miembros del SEJES, solicitaron la destitución de ambos de sus cargos.

En la denuncia realizada expresan que a los forenses se les ha proporcionado el formulario de peritaje que deben realizar a los cuerpos y que, a estos, se les realizará solamente un reconocimiento externo, lo que, según los denunciantes, es ilegal y atenta contra los intereses de las familias de las víctimas que no conocerán cómo fueron asesinados sus parientes.

Ante las acusaciones realizadas, la Corte Suprema de Justicia (CSJ) emitió un comunicado, en el que manifiestan que dichas acusaciones son falsas debido a que las evaluaciones realizadas por el IML, son realizadas según los lineamientos requeridos por la Fiscalía General de la República (FGR) y otras autoridades competentes.

Añadiendo, que no se han girado nuevas ordenes que indiquen que las autopsias realizadas a las víctimas del caso Chalchuapa serán solamente pruebas corporales o ninguna otra instrucción que sustituya el protocolo de autopsia utilizado por el IML.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here