Llevan años solicitando las mejoras básicas en la calle principal de su comunidad.

Desde el año 2012, las familias del caserío Los Mendoza en San Miguel solicitaron les mejoren la calle principal y les doten de alumbrado público.

Las solicitudes en ese entonces fueron para la administración del recién electo Wilfredo Salgado, pero no recibieron una respuesta favorable.

“Hace algunos años nos reunimos como Asociación de Desarrollo Comunal (ADESCO) de la comunidad, para escribir una carta solicitando la ayuda de la alcaldía para realizar esta obra, la carta se entregó, y sí, sostuvimos una reunión con los encargados de ese entonces pero no se llegó a un acuerdo que pudiera beneficiarnos como caserío”, mencionó el presidente de la ADESCO que prefirió no dar su nombre.

Los ciudadanos señalaron que ante la negativa recibida por la petición inicial, desistieron en hacer una nueva solicitud con el actual alcalde Miguel Pereira en los últimos años, por lo que el estado de la calle ha empeorado.

No obstante, ahora que el alcalde electo es el mismo al que solicitaron la obra hace más de nueve años, tienen la fe que el proyecto podría ser desarrollado; eso podría pasar si el Gobierno central entrega el presupuesto del Fondo para el Desarrollo Económico y Local (FODES) que se le ha retrasado a las comunas desde hace casi ocho meses y que no ha permitido realizar proyectos a los actuales ediles.

“La verdad es que si necesitamos que reparen el callejón porque es un gran problema para que un vehículo entre, en muchas ocasiones se quedan atorados por los grandes baches que se hacen, y también que los carros se arruinan y eso significa más gasto y no siempre tenemos el dinero”, explicó David Pérez, habitante del lugar.

El alumbrado es otra de las necesidades de la comunidad, ya que en el caserío residen personas que estudian y trabajan y deben realizar turnos de noche, pero para poder llegar a sus casas deben caminar largos tramos en completa oscuridad.

“Un día venia de la iglesia con mi hijo, ya era algo noche, imagínese usted, oscuro y con una calle llena de hoyos y piedras flojas, pues me doblé el pie y caí boca abajo, y usted me puede decir ¿Y no anda lámpara?, si uno entre más adulto va más le cuesta ver”, lamentó Ana Chávez.

Los pobladores esperan que durante este nuevo período del alcalde electo, puedan realizarles esta obra que desde hace muchos años han estado esperando.

Deja un comentario